Por: Carlos Maxwell

Este es el bar “Sin Complejos.” Abrimos los días de fiestas y los lunes también. No discriminamos a los que se levantan tarde; los que creen que el que despertarse muy temprano debería ser ilegal.

Este es el bar “Sin Complejos,” nuestras puertas están abiertas aunque sea “Thanksgiving” o Navidad. No importa si es 31 de diciembre o algún otro día que la sociedad inventó para poner a todos con los nervios de punta porque deben hacer tal o cual cena o deben regalar.

En este bar, tenemos toda clase de bebidas. Pero, aunque usted no lo crea, nuestra especialidad es el café. Tenemos un área de lectura con muebles cómodos donde abunda el silencio total. Un menú con comida saludable el cual incluye semillas de girasol.

Tenemos un Karaoke con mejor sonido que cualquier otro. Si usted quiere cantar, a parte de micrófono inalámbrico, tenemos un banquito, una silla alta, una escalera, un escenario amplio y hasta un pedestal. Así puede cantar con estilo y combinar lugares y poses.

Este bar no tiene hora de cierre, aunque está cerrado para los que quieran llegar en las mañanas, porque los que asisten no se levantan temprano. Al bar vienen cantautores, músicos, poetas, bohemios y hasta chicas en búsqueda. Si algún día llega un músico tempano en la mañana y lo encuentra cerrado, es porque es un músico falso. Los verdaderos músicos no se levantan temprano. Verdadero músico es el que está adentro, que ha seguido de largo conversando con sus amigos.

En el bar “Sin Complejos” no exigimos consumo mínimo y si solo pide agua no nos enojamos. Aquí también puede encontrar salas individuales con grandes televisores y muebles rojos de leather.

En el bar “Sin Complejos” hay periódicos, revistas, libros, té y nadie molesta a nadie. No te juzgamos porque hayas decidido venir solo el día de tu cumpleaños solo a leer.

Aunque discriminamos a los que se levantan temprano, aquí, no tenemos complejos y no nos dejamos llevar, por las vacuencias que muchas veces impone la sociedad.

http://www.twitter.com/carlosmaxwell