Por: Carlos Maxwell

Estoy viendo a muchas mujeres preciosas con hombres feos. Puedo ser testigo mientras manejo, de aquellos que aceleran cuando el semáforo está en rojo, y disminuyen la velocidad mientras está verde. Otros llevan una velocidad de 30 millas por hora en una carretera donde el límite es 65. Y van a 50 en una calle donde el límite es 30.

Estoy viendo a personas que no tienen con qué pagar su tarjeta de crédito, pero compran una casa enorme y tienen el celular de última para impresionar a los demás. “Antes muerto que sencillo”, parece ser su karma. Estoy viendo envidia, deseos de molestar, y gente que quiere hacer aquello por lo que no tienen vocación ni talento. Escucho chismes y observo mujeres a las que solo les interesa el “billete”.

Y también estoy viendo vacíos los estadios deportivos del sur de la Florida. ¿Será la crisis? ¿Será que la gente no se siente identificada con los equipos locales? No sé, pero lo que estoy viendo, como que no tiene buena pinta.