Por: Carlos Maxwell

Estamos en crisis. Miles de personas han perdido su empleo, y muchas empresas se han ido a bancarrota. Otros tienen miedo, mientras que otros pierden sus casas. Casa, de las que ellos creían que eran dueños, pero de verdad pertenecían al banco mientras tuvieran un préstamo.

La bolsa está en picada y mi pelo está en su peor momento. Los carros no se están vendiendo y los programas de la tele tienen menos anunciantes. “La cosa está dura”, aseguran muchos.

Parece que esta crisis también ha afectado a los periodistas que escogen a los jugadores más valiosos en las grandes ligas. ¿Dustin Pedroia el MVP de la Liga Americana? ¿Qué? ¿Albert Pujols el de la Nacional? ¿Cómo? Este momento negativo en la historia también le ha llevado la contraria a mi punto de vista. Como dije en un artículo anterior; creo que Francisco Rodríguez y Manny Ramírez debieron ganar esos premios.  

“K Rod”, estuvo involucrado de manera positiva en el 60 por ciento de las victorias de los Angels. Y hasta estableció una marca en rescates. Por  su parte Manny, en solo dos meses le inyectó a los Dodgers una energía y un talento que los llevó directo a los playoffs. Pero nada, es que estamos en crisis.